Precios de Granos Básicos al Alza y Fertilizantes a la Baja

Posted on

Oportunidad para fertilizar adecuadamente los cultivos

De acuerdo al reporte anual del USDA presentado en enero de este año, hay un panorama alentador para el sector agrícola, principalmente en granos básicos y oleaginosas; al mismo tiempo una reducción en los precios de los fertilizantes. Este último, es el insumo más importante en los sistemas de producción agrícola, pues alrededor de la tercera parte del costo de producción es destinado para nutrir a los cultivos.

Este panorama puede incentivar para que los productores inviertan más en los cultivos pues se proyecta que en EEUU los precios de los granos básicos incrementen: maíz 19%, frijol de soya 14%, sorgo 22%, cebada 20%, trigo 9% y avena 9% (Figura 1) afectando así el abasto a Latinoamérica por lo que los incrementos generales en los precios latinoamericanos tomarán la misma tendencia.

grafica1
Figura 1. Precios internacionales de los granos básicos del 2002-2012 y proyección para el 2013 (USDA, 2013)

Respecto a  los precios de los fertilizantes seguirán con la misma tendencia de 2012 donde se reportó una reducción de la mayoría de los principales fuentes de fertilizantes usados en la agricultura: Fosfato diamónico (-12.8%), Superfosfato triple (-14.2) y Urea (-3.7%) (Figura 2). En base a esta proyección se espera que para el primer trimestre del 2013 los precios sigan estables, observando una gran oferta que podría reducir aún más los precios, esto es debido a que en 2012 se observó una baja en los costos del petróleo, fuente principal para la fabricación de los fertilizantes.

grafica2
Figura 2. Precios internacionales de los fertilizantes del 2004-2012. (USDA, 2013).

Esta proyección tendrá un efecto directo en la agricultura pues el manejo de los fertilizantes es crucial para lograr buenos rendimientos, esto se dificulta cuando los precios de fertilizantes son elevados. Es por ello que con el panorama del año actual, los productores tendrán mayor facilidad de adquirir fertilizantes para abastecer las demandas nutrimentales de sus cultivos.

Fuente:

Consejo Nacional Agropecuario. 2013. Perspectivas internacionales para los comodities. México.

United States Department of Agriculture. 2013

 

 

 

Anuncios

Los grupos toxicológicos y el Manejo de Insecticidas

Posted on

Evita resistencia de plagas a insecticidas mediante un conocimiento en su modo de acción y aplicación correcta.

grupos toxicologicosLos insecticidas son usados en gran escala en los sistemas de producción agrícola, el objetivo de su uso es el control y prevención de insectos plaga. Sin embargo, su aplicación incorrecta puede traer serios problemas en la salud y un alto impacto en el ambiente, es por ello que se requiere una capacitación adecuada para realizar su aplicación correctamente. En los últimos años se ha observado una tendencia sobre un aumento de la resistencia de las plagas hacia la aplicación de insecticidas, esto ha generado que se usen dosis más altas y con menor intervalo de frecuencia. La resistencia es definida como el desarrollo de la habilidad para tolerar dosis altas de tóxicos, los cuales resultarían letales a la mayoría de los individuos en una población normal de la misma especie.  La resistencia se puede considerar como un proceso inevitable, debido a la presión de selección continua que se sigue ejerciendo con las aplicaciones de insecticidas.

La resistencia a insecticidas limita severamente la sustentabilidad del combate químico de plagas y representa uno de los retos más grandes a que se enfrenta el especialista en protección vegetal. Las plagas tienen la capacidad de desarrollar la habilidad de vivir y reproducirse en ambientes altamente contaminados por insecticidas. Actualmente, más de 525 especies de artrópodos han desarrollado resistencia a uno o más insecticidas en condiciones de campo y este fenómeno afecta al control de plagas de importancia médica, veterinaria y agrícola. El conocimiento adecuado de la evolución, genética, fisiología y ecología de los mecanismos de resistencia, es imprescindible para diseñar y aplicar programas que permitan manejar adecuadamente este fenómeno.

Así mismo, conocer el modo de acción del insecticida es útil para comprender mecanismos de resistencia, aunque estos no siempre están relacionados. Los insecticidas pueden ser clasificados en varios grupos de acuerdo a su modo de acción y este puede ser relacionado a mecanismos de resistencia, por ejemplo:

Insecticidas Modo de acción Mecanismo de resistencia 
Organofosfosforados Carbamatos Inhibición       directa       del neurotransmisor, acetilcolinesterasa Aumentada   detoxificación   y/o

acetilcolinesterasa insensible

Ciclodienos, …γ-HCH Excesiva          liberación          de acetylcolinesterasa Insensitivo  GABA  receptor  de proteína
Piretroides, DDT y analogos Interrupción  de  la  transmisión axonal por acción del canal de sodio Insensitivo  canal  de  sodio  y/o aumentada detoxificación
Fosfine, cyanide, rotenones Inhibición   de   respiración   por acción         en          componentes mitocondriales de la cadena respiratoria Cambios           proteina           (S) respiratorias,           detoxificación metabolica, reducida (fosfina)
Bacilos thuringiensis (BT) γ-endotoxina Alteración del flujo iónico en las células epiteliales Receptores        alterados        y/o disminución     en     número     de receptores

La resistencia puede ser atribuida a un simple gen/proteína, pero hay ejemplos donde dos o más mecanismos de resistencia operan simultáneamente. Además de conocer los mecanismos de resistencia, se recomienda que en la aplicación de insecticidas se tomen en cuenta los siguientes puntos.

  • Tratar de frenar el desarrollo de resistencia limitando el uso de plaguicidas con modo de acción similar a los plaguicidas a los que los cultivos ya han desarrollado o tienen un alto riesgo de desarrollar resistencia.
  • Intentar aumentar la eficacia del tratamiento mezclando productos con diferentes formas de acción.
  • Tratar de bajar la presión de selección de un cierto producto alternando el uso de plaguicidas con estrategias diferentes.

Con el fin de facilitar estas prácticas, se han generado cuadros básicos de recomendación de insecticidas para tratar cada plaga que presente resistencia en un cultivo específico. Estos cuadros proporcionan a agricultores y técnicos la siguiente información:

  1. Plaga que se trata
  2. Insecticida (de los autorizados)
  3. Grupo toxicológico-químico al que pertenece cada insecticida
  4. Formulación, que indica la presentación física del producto comercial (CE, LS, ES, SC, PH, PS, GD, GR)
  5. Dosis por hectárea
  6. Intervalo de seguridad en días (I.S.D), que indica los días que deben dejarse transcurrir de la última aplicación del insecticida a la cosecha, para asegurarse de que los residuos no rebasen el límite máximo permitido
  7. Clasificación toxicológica, que indica qué tan dañino o venenoso es el producto:
    I.   Extremadamente tóxico
    II.   Altamente tóxico
    III.  Moderadamente tóxico
    IV. Ligeramente tóxico
  8. Observaciones, donde se anotan sugerencias generales sobre dónde y cuándo aplica.

Este tema es sin duda uno de los más delicados en los sistemas de producción agrícola y su conocimiento es fundamental para evitar la resistencia de las plagas a los insecticidas así como mejorar la eficiencia de aplicación y reducir el impacto al ambiente. Para conocer todo acerca de los grupos toxicológicos, cómo evitar resistencia de las plagas y realizar una aplicación eficiente de esta herramienta, Intagri ha organizado el curso online “Los grupos toxicológicos y el manejo de insecticidas (IRAC)” que será impartido por el Dr. J. Concepción Rodríguez Maciel. El curso se llevará a cabo el próximo 13 de febrero de 2013, para participar comuníquese al +52 461 616 2084 o escriba a intagri@intagri.com

Fuentes:

  • Badii, M. H y Garza, A. V.2007. Resistencia en insectos, plantas y microorganismos. CULCyt. México.

  • Rodríguez, M. J. C. 2012. Los grupos toxicológicos. 4to diplomado internacional de horticultura protegida. INTAGRI. México.

 

El Sensor GreenSeeker

Posted on

Una nueva Herramienta que Permitirá Ahorros Importantes en la Fertilización Nitrogenada de los Cultivos

Dr. Iván Ortiz Monasterio e Ing. Ma. Elena Cárdenas

La eficiencia en el uso de nitrógeno en cereales a nivel global es de solo 33%, y en el Valle del Yaqui este valor apenas llega al 31%.  El nitrógeno que no es recuperado por el cultivo, representa una pérdida para los agricultores pues es el principal insumo de la producción. Esta ineficiencia impacta también en el ambiente, pues el nitrógeno perdido como óxido nitroso contribuye a la destrucción de la capa de ozono. El que se pierde por percolación contribuye a la eutrofización de los cuerpos de agua y afecta a los sistemas acuáticos adyacentes a las zonas agrícolas. Estas mismas pérdidas pueden contribuir también a incrementar el nivel de nitratos en el manto freático, que resulta en una amenaza para la salud humana.

Por tales razones es necesario desarrollar tecnologías de diagnóstico que les permitan a los agricultores conocer con mayor precisión las cantidades de nitrógeno que requieren sus cultivos y evitar la sobredosificación de este elemento. En el sur de Sonora, se ha utilizado con éxito, la tecnología del sensor GreenSeeker como herramienta de diagnóstico para determinar las necesidades de fertilización nitrogenada en trigo. La tecnología tiene tres componentes fundamentales:

  1. El establecimiento de una franja de referencia o franja rica, donde se aplica una dosis no limitante de nitrógeno.
  2. Uso del sensor GreenSeeker para medir la respuesta en la franja de referencia y en el resto de la parcela que se diagnostica.
  3. Los valores resultantes del sensor se introducen a una ecuación, que determina la dosis óptima de nitrógeno que se debe aplicar a la parcela, evitando con ello sobre dosificar el fertilizante nitrogenado.

El CIMMYT, en colaboración con la Universidad del Estado de Oklahoma inició la evaluación de prototipos de este sensor GreenSeeker desde hace diez años. Durante este periodo se calibró su uso en el cultivo de trigo, para el sur de Sonora. En 2002, se llevó a cabo su validación en campos de agricultores de la Unión de Crédito Agrícola del Yaqui (UCAY).  La práctica de fertilización nitrogenada de los productores del sur de Sonora, ha consistido en aplicar 250 kg N/ha, 75 % en pre-siembra y el resto antes del primer riego de auxilio. El uso de esta tecnología mostro que solo el 23% de los lotes evaluados requería nitrógeno adicional al aplicado en la siembra.  Al cosechar el grano se concluyó que al utilizar la tecnología de sensores GreenSeeker, se generó un ahorro de nitrógeno que a precios actuales significa el ahorro de más de $ 1,300 pesos/ha.

El siguiente ciclo la tecnología fue adoptada en 80 has por el Sr. César Valenzuela, quien usó gallinaza en lugar de fertilizante previo a la siembra.  Al inicio del encañe se le realizó el diagnóstico, indicando que su cultivo de trigo ya no requería más nitrógeno, situación que fue corroborada en la cosecha, permitiendo un ahorro de 75 unidades de nitrógeno. En este caso el productor consiguió un ahorro de $1,800.00 pesos por hectárea.

GreenSeeker
sensores GreenSeeker

Durante el ciclo 2005-2006 esta tecnología se transfirió a 140 hectáreas, generando un ahorro 78 kg N/ha. Ese mismo ciclo la Asociación de Organismos de Productores del Sur de Sonora (AOASS), presidida por el Sr. Luis Signoret y conformada por siete innovadores uniones de productores, promovieron la transferencia de esta tecnología en sus campos de productores con resultados muy exitosos. La colaboración de la Fundación Produce Sonora ha jugado un papel fundamental para el éxito de este programa. Para el ciclo 2006-2007 otras ocho uniones de agricultores del Valle del Yaqui y del Mayo adoptaron esta tecnología. En el ciclo 2006-2007 esta tecnología se adoptó en 3,500 hectáreas, en el ciclo 2008-2009 se incrementó a 6,484 has y durante el ciclo 2009-2010 se alcanzó una superficie adoptada de 7,363 has. Durante todos estos años los productores han ahorrado de 70 a 80 Kg N/ha, que a nivel global ha permitido el ahorro de más de 8 millones de pesos tan solo el último año.

La comprobación del éxito de la tecnología en 350 parcelas comerciales dejó plenamente demostrado que la aplicación de la tecnología no afecta los rendimientos y sí reduce los costos de producción, en beneficio del agricultor. Actualmente este mismo sensor se está validando en el sur de Sonora para diagnosticar necesidades de fósforo en trigo.

En la actualidad esta tecnología se está transfiriendo a otras regiones importantes productoras de trigo en México como son el Valle de Mexicali y los estados de Guanajuato, Michoacán y Sinaloa a través de la colaboración estratégica con instituciones de investigación, como el INIFAP y la Universidad Autónoma de Baja California. Más recientemente Impulsora Agrícola, SA de CV, en colaboración con CIMMYT, está realizando la calibración del GreenSeeker en Cebada, tanto en Bajío, como en Valles Altos.  Esto ha sido posible gracias a los fondos invertidos por SAGARPA a través de los Fondos Borlaug y MasAgro, así como la Fundación Produce Guanajuato.

Esta herramienta de diagnóstico actualmente se está calibrando en 18 estados de la república en los cultivos de trigo, cebada y maíz con fondos del proyecto Masagro, por lo que pronto estará lista para usarse en la mayor parte del país, permitiendo un ahorro considerable para el productor.

Todo este trabajo de calibración, validación y transferencia se llevó a cabo con el sensor GreenSeeker original, que tienen un costo aproximado de 5,000 dólares.  Sin embargo acaba de salir al mercado el nuevo sensor GreenSeeker de mano, que resulta ser mucho más económico, con un valor aproximado de 550 dólares.  Un estudio colaborativo entre CIMMYT y la Universidad del Estado de Oklahoma demostró que estos dos sensores tienen la misma precisión en la medición, pero con un costo del GreenSeeker de mano, de casi 10 veces menor.

Mayor información: intagri@intagri.com   01-461-6162084  www.intagri.com

Publicado por:

Capacitación Agrícola, Ciencia aplicada y tecnologías Innovadoras para el campo.

El Manejo integrado del Gusano Cogollero en Maíz y Sorgo

Posted on

Las especies del orden Lepidoptera son las principales amenazas de plaga para los cultivos de maíz y sorgo. Entre los que causan mayor merma a los rendimientos se encuentra el gusano cogollero (Spodoptera sp.) conocido principalmente por el daño que ocasiona al tejido foliar de las plantas en la etapa de crecimiento, esto consecuentemente reduce el área foliar y por lo tanto la tasa fotosintética se ve afectada negativamente, además de que las plantas son más sensibles a los estragos del medio ambiente y a las enfermedades.

El gusano cogollero tiene importancia en todos los sistemas de cultivo del maíz como la producción de granos, maíz forrajero y maíz elotero. De ahí que sea necesario contar con un programa de manejo integrado desde la preparación del suelo y un programa de nutrición vegetal que permita una rápida recuperación de las plantas. Para su manejo integral los expertos recomiendan lo siguiente:

Monitoreo. El monitoreo de la plaga se da especialmente en las primeras cuatro semanas de crecimiento cuando se presenta la mayor oviposición y nacimiento de las larvas, el monitoreo se recomienda realizarse 2 veces por semana, se evalúa el daño a un número determinado de plantas que sea mayor a 100 y se contabiliza el total de plantas dañadas, si sobrepasa al 40% es necesario implementar una medida de control.

Control cultural. Es necesario tener un buen programa de manejo de las malezas, manejo agronómico oportuno y fertilización adecuada del cultivo. Estos factores permitirán tener plantas vigorosas y el efecto de las plagas será menor.

cusano cogollero
Figura 1. Daños por Spodoptera sp. en el cultivo de maíz. Foto: Ernesto López Servín/ El sol de Zamora.

Control Biológico. Existen diversos organismos depredadores, parasitoides y entomopatógenos  que son enemigos naturales del gusano cogollero, estos se encuentran en el medio ambiente y pueden reducir la población de la plaga hasta un 50% (García et al., 1999). Entre los organismos benéficos que atacan al género Spodoptera se encuentran, Telenomus sp. Trichogramma atopovirilia, Trichogramma exiguum, Eiphosoma sp., Meteorus laphygmae, Chelonus insularis, Orios tristicolor, Chrysoperla, Pilybia sp., entre otros. Estos organismos se pueden encontrar en forma natural, así como recurrir su aplicación mediante la técnica conocida como “control biológico inducido”, los más empleados en esta técnica son las especies del género Trichogramma y Telenomus pues hay varios estudios que respaldan su efectividad en dosis específicas.

Control microbiológico. Existen diversos microorganismos benéficos para controlar al gusano cogollero, sin embargo, el más empleado comercialmente es el Bacillus thuringiensis, una bacteria que puede alcanzar hasta un 90% de efectividad si se usa correctamente. La aplicación se realiza por aspersión o en forma de cebo dirigida a los cogollos de las plantas. La dosis de la aplicación varía de acuerdo al producto comercial usado, actualmente las tecnologías Bt son muy extensas y cada día se avanza más en productos novedosos que contienen estos microorganismos.

Control químico: Actualmente el más usado en los sistemas de producción por el conocimiento previo de los agricultores y a que en general ha mostrado buena efectividad; sin embargo, en su aplicación es recomendable usar productos selectivos dirigidos especialmente a la plaga y no de amplio espectro que pudieran dañar a otros organismos benéficos presentes en el sistema de cultivo.

Fuentes:

 García R. F., Mosquera A., Vargas S. C. y Rojas L. 1999. Manejo integrado del gusano cogollero del maíz. Corpoica, Boletin técnico. 19 p.

Biofumigación

Posted on

Técnica ecológica para desinfección de suelos y mejorar su fertilidad

Uno de los problemas más complicados en los sistemas de cultivo de alto rendimiento es la proliferación de organismos patógenos en el suelo. Para eliminar la presencia de dichos patógenos generalmente se emplean productos químicos de alta toxicidad, causando así un efecto negativo en el medio ambiente, deterioro del suelo, incremento de los costos de producción y su mal empleo causa serios daños en la salud.

Cada vez son más los productores y empresas agrícolas que apuntan hacia técnicas más inocuas, y todo parece indicar que en el futuro el uso de químicos tóxicos será más restringido, debido a la demanda de organizaciones ecologistas y la concientización de la sociedad.

Una de las técnicas que actualmente tiene un gran auge para la desinfección del suelo es la Biofumigación, en los últimos años se han centrado un gran número de estudios científicos que lo señalan como la técnica más viable para desinfectar el suelo de manera limpia, además de mejorar su fertilidad (Zanón et al., 2009)

biofumigacion
Incorporación de estiércol para la biofumigación y colocación del plástico

La Biofumigación consiste en la descomposición de materia orgánica bajo condiciones de alta temperatura y la producción de sustancias volátiles, así como la generación de condiciones de anoxia, dicha condición es extrema para los patógenos y no pueden sobrevivir en ella. Estudios recientes señalan que bajo dosis correctas de desechos empleados en la biofumigación se eliminan organismos patógenos como nematodos y Clavibacter michiganensis, este último, causante del cáncer bacteriano en hortalizas y que ha ocasionado grandes pérdidas en el sector hortícola.

 Algunas de las características y ventajas de la biofumigación son:

  • Técnica ecológica, amigable con el medio ambiente y el ser humano.
  • Incrementa la concentración de nutrimentos en el suelo.
  • Mejora la porosidad del suelo, lo que ayuda a un mejor desarrollo de la raíz.
  • Mejora la capacidad de retención de humedad del suelo.
  • Elimina la presencia de patógenos en el suelo.

Fuente:

ZANÓN ALONSO, MJ. (2009). Efecto de la biofumigación y biosolarización en el control de agentes fitopatógenos.. Jordá Gutiérrez, MC. dir. Valencia, España.

Producción de fresas en macrotúneles Alto rendimiento

Posted on

 Calidad y Manejo Amigable del Medio Ambiente

En los últimos años el tema de debate ha sido sin duda el cambio climático, esto a raíz de la destrucción de la capa de ozono por los gases de efecto invernadero. La agricultura, sector fundamental de desarrollo a nivel mundial no queda exenta de causar tal daño, de hecho es uno de los sectores con mayor impacto, un ejemplo de ello es el uso del Bromuro de Metilo, uno de los gases causantes del deterioro de la capa de ozono y que sirve para desinfectar los suelos agrícolas.

Por tal motivo en el tratado de Montreal en 1999 quedó restringido el uso de dicho químico y para esta década su uso quedará completamente prohibido. Esto generó que el sector agrícola se enfocara en técnicas más amigables con el medio ambiente, buscando alternativas como la biofumigación para la desinfección del suelo y el injerto de hortalizas.

La fresa en particular figuraba entre los cultivos con mayor uso del Bromuro de Metilo, por lo que el sector ha visto grandes cambios en los últimos años.

fresas (1)

 

El cultivo de la fresa en sistemas protegidos es una alternativa que ha tenido un crecimiento exponencial. Entre los sistemas protegidos, el más empleado es la producción de fresas en macrotúneles, debido a las grandes ventajas que el sistema ofrece comparado con sistemas convencionales.

Además de incrementar el rendimiento hasta 300%, producir fresas bajo macrotúneles representa cuantiosas ventajas destacando las siguientes:

  • Cosecha de frutas de excelente calidad.
  • Rendimientos de hasta 70 ton/ha.
  • Ahorro de agua de hasta 24 600 m3/ha comparado con un sistema convencional.
  • Un manejo eficiente de la nutrición vegetal.
  • Menor incidencia de plagas y enfermedades, lo que evita el uso excesivo de pesticidas.
  • Mejor posicionamiento del producto en el mercado.
  • Productos más saludables.
  • Creación de empleos por la demanda de mano de obra.
  • Cosecha en todas las temporadas del año.

Por todas las ventajas que presenta producir fresas en macrotúneles, en los años venideros se prevé un mayor crecimiento en el sector pues cada vez queda más claro que para acceder a mercados potenciales es necesario contar con productos de excelente calidad sin descuidar el rendimiento.

Sin embargo, para implementar esta tecnología es necesario tomar en cuenta una serie de factores como la asesoría técnica, capacitación y actualización en tecnologías agrícolas, tener acceso a plantas certificadas de fresa y acceso a mercados potenciales, estos puntos juegan un papel primordial en el éxito o fracaso en adquirir una nueva tecnología. Si estas más interesad0 más sobre el tema asiste al Curso Internacional Sobre la Producción de Berries Da Clic Aquí

slider berries-01

Detección de Niveles Críticos en la Nutrición de la Papaya

Posted on

Papaya
La papaya (Carica papaya L.

La papaya (Carica papaya L.) es una planta de clima tropical, su óptimo desarrollo se da en temperaturas medias anuales de 20-22 oC. Crecen favorablemente en diversas clases de suelo, siempre que sean ligeros y fértiles (ricos en humus), blandos, profundos y permeables, el drenaje del suelo juega papel importante ya que las raíces de las plantas de papaya son muy flexibles por lo que un mal drenaje ocasiona la muerte del tejido.

Es complicado tener un programa de nutrición estándar que abastezca sus requerimientos nutricionales para cualquier zona. En primer lugar conocer la composición mineral del agua y del suelo que se usarán para el cultivo es esencial, indispensable un análisis de un laboratorio confiable. Posteriormente formular un programa que abastezca los requerimientos nutrimentales del cultivo. Sin embargo, esto no da la certeza que las plantas puedan absorber de manera adecuada los nutrimentos ya que hay muchos factores que afectan este mecanismo, como son; el pH del suelo, la conductividad eléctrica, interacciones entre los iones, actividad microbiana del suelo, etc.

El análisis del extracto del peciolo es la manera más precisa y expedita para conocer el estatus nutrimental de las plantas en sus diferentes estados fenológicos, esto nos permite realizar modificaciones en el programa de nutrición y coadyuvar el máximo rendimiento del cultivo mediante un uso eficiente de los fertilizantes.

El muestreo del tejido vegetal para plantas de papaya es conveniente realizarlo después del cuajado de frutos, para ello se toma un peciolo debajo de los últimos frutos cuajados, se recomienda colectar de 5-6 peciolos en cada área uniforme y de estos extraer la savia para su análisis nutrimental. Esta actividad se debe de hacer cada 2 o 3 meses, después de dos semanas de la aplicación de fertilizantes.

Los resultados de la composición nutrimental del extracto del peciolo nos dará la certeza de estar aplicando de manera correcta los nutrimentos o decirnos si se deben realizar cambios en el programa de nutrición.

 

Fuentes:

Campos, M. M. A. 2011. Manejo y control de la nutrición del cultivo de papaya. Curso de cultivos tropicales.

Melvin Nishina, Francis Zee, Richard Ebesu, Alton Arakaki, Randall Hamasaki, Steven Fukuda,Norman Nagata, Chian Leng Chia, Wayne Nishijima, Ronald Mau, and Raymond Uchida. College of Tropical Agriculture and human resource.2000. Papaya production.

Si deseas conocer más de frutas tropicales ingresa aquí

Nutrición Vegetal
30 de julio a de agosto,2015